Reseña Perro ladrando a su amo – Javier Sachez García

Sinopsis Perro ladrando a su amo

Una empresa necrófaga hambrienta de inmuebles ajenos. Una anciana indefensa que recoge lo que la ciudad detesta. Un joven ultra de ojos violentos que aborrece lo que la sociedad representa. ¿Puede al final el odio transmutarse en ternura? ¿Pueden las zarpas alguna vez acariciar?

Reseña Perro ladrando a su amo Javier Sachez García

Perro ladrando a su amo de Javier Sachez García presenta una realidad impactante y desgarradora. Una novela llena de sentimientos que invita al lector a ponerse en la piel de varios personajes con unas historias sobrecogedoras. Unas personas cotidianas, reales y con personalidades muy distintas que harán sentir tristeza, esperanza, rabia e impotencia.

Para conseguir todo ello el autor se apoya en temas como el neonazismo, los desalojos, la violencia de género o la soledad. Cuestiones turbias que harán reflexionar al lector sobre los problemas y realidades presentes en la sociedad. Estos aspectos no solo se reflejan de palabra, van más allá, traspasando el papel. El autor, a través de una narrativa peculiar y poética, logra transmitir la vida de cada una de esas personas, sus actos, incluso sus pensamientos. En perro ladrando a su amo descubrimos que es sentir la necesidad de pertenecer a un grupo y experimentar una sensación de superioridad por ello. Exploramos la psique humana, sumergiéndonos en la mente de alguien que ha sufrido violencia de género, desgarrándonos con sus vivencias. Empatizamos con quien sufre soledad, analizando sus emociones y viendo cómo la mente actúa con mecanismos de defensa, o, por el contrario, lo que es capaz de hacer las personas en comunidad para intentar evitar una tragedia.

El hombre la miró con unos ojos de color turbio y la vio como una bacteria inane que debe ser éticamente adoctrinada, secularmente domada, patriarcalmente castigada.

Todo este cúmulo de emociones que el autor logra en Perro ladrando a su amo hace de él un libro completo y necesario. En menos de 200 páginas, Javier Sachez consigue crear un vínculo con el lector, causando curiosidad por saber el transcurso de los acontecimientos y la evolución personal de los personajes. El desarrollo de los sucesos es coherente y veraz, transmitiendo de ese modo la cercanía mencionada. Además, las historias que se van tejiendo durante la trama quedan conclusas de manera acertada, salvo en un personaje que, pese a que en una parte del libro se le dio bastante importancia, fue perdiendo relevancia hasta sentir que su historia quedó en el olvido, sin ningún final concreto.

Con un final desgarrador, el autor se despide de Perro ladrando a su amo. Un libro con unas historias cautivadoras que mantiene al lector con los sentimientos a flor de piel al dar voz a personajes corrientes que transfieren sus inquietudes más allá del papel.